Jueves 28 de abril: audiencias, renuncias y nombramientos papales; el Prefecto de la Doctrina de la Fe, con Francisco

ACNabril 28, 2022
Las audiencias, 28.04.2022

 

El Santo Padre ha recibido en audiencia esta mañana:

– Su Eminencia el Cardenal Luis Francisco 8ladaria) Ferrer, SJ (cuya fotografía anexamos), Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe;

– SE Sr. Ali Bongo Ondimba, Presidente de la República Gabonesa, con su esposa y séquito;

– SE Mons. Arnaldo Catalán, Arzobispo titular. de Apollonia, Nuncio Apostólico en Ruanda;

– SE Mons. Ludwig Schick, Arzobispo de Bamberg (República Federal de Alemania);

– Miembros de la “Fundación Papal”;

– Participantes en la Peregrinación de la Archidiócesis de Łódź (Polonia).

 

Comunicado de prensa del Consejo de Cardenales, 28.04.2022

 

El 25 de abril de 2022, en presencia del Santo Padre, comenzó la 41ª sesión del Consejo Cardenalicio, la primera después de la publicación del Predicado Evangelium . En la reunión estuvieron presentes sus Eminencias, los Cardenales Giuseppe Bertello, Oscar A. Rodríguez Maradiaga, SDB, Reinhard Marx, Sean Patrick O’Malley, OFM Cap., Osvald Gracias, Fridolin Ambongo Besungu, OFM Cap., junto con el Secretario de la Consejo, SE Mons. Marco Mellino. El cardenal Pietro Parolin está ausente por compromisos institucionales en México.

Después de la oración, el Cardenal Oscar Maradiaga, Coordinador del Consejo, saludó al Santo Padre ya los miembros.

Posteriormente, se inició la reflexión sobre la guerra de Ucrania y la consiguiente situación sociopolítica, eclesial y ecuménica. El Santo Padre informó sobre las diversas iniciativas emprendidas por él, el Secretario de Estado y la Secretaría de Estado para buscar la paz. Siguió un momento de reflexión entre los miembros que apoyaron y alentaron al Santo Padre en su incansable trabajo por la solución del conflicto en curso.

Posteriormente, cada Cardenal presentó la situación sociopolítica y eclesial de su propio Continente de origen, profundizando en temas como: la paz, la salud, la pobreza, la frágil situación política y los problemas pastorales de las Iglesias locales.

En la sesión de la mañana del martes 26, el Consejo abordó el tema del cambio climático y la COP27 a realizarse en Egipto en noviembre de 2022.

En cuanto a la pregunta “¿Podemos nosotros, como Iglesia, junto con otras Confesiones y Religiones, dar voz a estas preocupaciones?”, argumentó el cardenal Fridolin Ambongo Besungu al analizar la situación mundial, las necesidades y expectativas con respecto a la COP26 Glasgow, con una mirada especial a las preocupaciones de los países pobres de Asia, América Latina, África y Oceanía.

En la sesión de la tarde del 26 el Consejo continuó el estudio, iniciado en la sesión de febrero pasado, sobre el tema de la mujer en la Iglesia, con un informe, desde una perspectiva pastoral, a cargo de sor Laura Vicuña, mujer indígena de la Amazonía (Brasil ) y perteneciente a una Congregación de la Familia Franciscana. Siguió un debate entre los miembros del Consejo y el ponente.

En la sesión del miércoles 27 continuó la reflexión sobre el tema del Servicio Diplomático de la Santa Sede, el papel y las actividades de los Nuncios Apostólicos, introducido por un informe del cardenal Osvaldo Gracias, seguido de un debate entre los participantes.

El último tema abordado fueron las indicaciones para la implementación de la Constitución Apostólica Predicate Evangelium en la Curia Romana, sugiriendo un posible proceso de acciones que acompañe la implementación de la nueva legislación y que prevea también la evaluación de los pasos dados y los desafíos a ser tomado.

El encuentro terminó ayer con la oración del Regina Coeli ; la próxima cita está fijada para el mes de junio de este año.

 

Renuncias y nombramientos, 28.04.2022

 

Dimisión y nombramiento del Arzobispo de Monreale (Italia)

El Santo Padre aceptó la renuncia al cuidado pastoral de la Archidiócesis de Monreale (Italia), presentada por SE Mons. Michele Pennisi.

El Santo Padre ha nombrado Arzobispo de Monreale (Italia) al Rev. Mons. Gualtiero Isacchi, del clero de la diócesis suburbicaria de Albano, actualmente Vicario Episcopal para la Coordinación de la Pastoral y Tesorero Diocesano.

Curriculum vitae

SE Mons. Gualtiero Isacchi nació el 7 de septiembre de 1970 en Lecco. Ingresó en el Seminario Menor de la Archidiócesis Metropolitana de Milán y luego en el Seminario Diocesano de Albano Laziale. En 1990 ingresó en el Seminario Internacional Filosófico-Teológico Juan Pablo II en Roma, obteniendo el Bachillerato en Sagrada Teología en la Pontificia Universidad Lateranense .

El 7 de diciembre de 1994 fue ordenado sacerdote, incardinándose en la diócesis de Albano.

Ha ocupado los siguientes cargos: Vicario Parroquial de S. Eugenio I Papa (1994-1999); Director del Centro Diocesano de Oratorios y Director de la Oficina Diocesana de Pastoral Juvenil (1997-2006); Director de la Oficina de Pastoral Vocacional (1998-2000); Párroco de S. Eugenio I Papa (1999-2004); Miembro del Consejo Presbiteral Diocesano (desde 2003); Miembro del Consejo Pastoral Diocesano (desde 2004); Director del Seminario Episcopal (2004-2006); Director Interino de la Oficina de Comunicación Social (2005-2006). Desde 2006 hasta ahora es Vicario Episcopal para la Coordinación de la Pastoral y desde 2010 Ecónomo Diocesano.

 

Audiencia a los participantes en la Peregrinación de la Archidiócesis de Łódź (Polonia), 28.04.2022

 

Hoy, en el Palacio Apostólico Vaticano, el Santo Padre Francisco recibió en audiencia a los participantes en la peregrinación de la Archidiócesis de Łódź (Polonia) y les dirigió el discurso que publicamos a continuación:

Dirección del Santo Padre

Queridos hermanos y hermanas, dzień dobry ! [¡buenos días!]

Os doy una cordial bienvenida a la tumba del apóstol Pedro, a pocos metros del lugar de su martirio. Aquí oímos resonar clara e implacablemente el eco de sus palabras: “Señor, tú sabes que te amo” (cf. Jn 21 , 16 ). Aquí nos enfrentamos a su fuerte y radical testimonio.

Su presencia aquí es también un testimonio. Testimonio de vuestra fe y de vuestro amor a la Iglesia. Es una hermosa manifestación de vuestra estatura espiritual y de vuestro amor al Papa, a quien el Señor, en su misericordia, ha confiado hoy el ministerio de san Pedro.

Te agradezco tu deseo de encontrarme; por vuestra numerosa, variada y festiva compañía; por vuestra apertura al magisterio del Papa: sé que durante los años del Sínodo pastoral de vuestra diócesis habéis leído con atención los documentos de mi magisterio. Os agradezco en particular vuestras oraciones según las intenciones del Papa: las necesito. Yo también rezo por vosotros y estoy dispuesto a escucharos con mucha atención. Este es el objetivo del camino actual del Sínodo de los Obispos, sobre el tema “Por una Iglesia sinodal: comunión, participación y misión”. Ahora llega a su fin su primera etapa, la diocesana, también la de vuestra diócesis. Espero que no sólo os hayáis comprometido con este Sínodo, sino que ya habéis probado su experiencia, redescubriendo la belleza de la comunión eclesial,

La peregrinación es también una bella imagen de la Iglesia sinodal, que recorre los caminos de los Apóstoles, camina junta , como una familia de hermanas y hermanos, provenientes de diferentes parroquias y de diferentes comunidades y grupos eclesiales: sacerdotes y fieles laicos, casados. y consagrado. Están aquí, llenos de fuerza y ​​entusiasmo, varios jóvenes, entre ellos muchos universitarios; están los exploradores; también hay personas sin hogar y personas con discapacidad.

Estoy muy contento de que las autoridades civiles estén con ustedes: el presidente del Consejo Regional, el voivoda y el alcalde de la ciudad de Łódź.

Siento una gran alegría al ver una representación tan numerosa de hermanos y hermanas pertenecientes a otras Iglesias cristianas. Saludo cordialmente al obispo ortodoxo y al obispo calvinista. Saludo a los miembros de la sección de Lodz del Consejo Ecuménico de Polonia, presentes aquí con su presidente. Sé que vuestra presencia aquí y vuestra oración común en Roma forman parte de las relaciones y actividades ecuménicas continuas y cotidianas. Vuestra comunión en la diversidad es signo de sinodalidad, sinodalidad en los hechos. Gracias.

Y me gustaría dar las gracias a vuestros hermanos cristianos por vuestra presencia. En otro momento nos excomulgamos unos a otros. Ahora somos llamados hermanos gracias a Dios, así continúe la unidad entre todos nosotros. ¡Gracias! Necesitamos esta unidad. ¡Gracias!

Queridos amigos, habéis venido en peregrinación a Roma para concluir el centenario jubilar de la diócesis. Durante este Año Jubilar habéis recordado los comienzos de vuestra Iglesia, especialmente de vuestro primer obispo, Monseñor Wincenty Tymieniecki. Fue un hombre de gran misericordia y gran sensibilidad ecuménica. Mediante su ministerio episcopal, el Espíritu Santo ha inscrito estos dos aspectos esenciales del cristianismo -misericordia y ecumenismo- en el “ADN” de vuestra Iglesia de Łódź, como legado y tarea para las generaciones venideras.

Hoy la misericordia requiere una gran “imaginación”, una gran creatividad que nos haga llegar a ser apóstoles de la misericordia, poetas de la misericordia. Se lleva hoy la poesía de la Misericordia. La misericordia tiene muchos rostros, tantos como heridos y caídos al suelo. Cada uno lleva dentro de sí unas heridas, aunque no todas son visibles. Bendigo de corazón vuestras obras de caridad, incluso las realizadas de modo personal, espontáneo y oculto. Bendigo a los que abren la mente y el corazón, a los que abren hogares y recursos a los enfermos, a los ancianos, a los desempleados, a los sin techo, a los inmigrantes, a todos los pobres, a los que sufren y a los marginados, a los niños que necesitan un hogar y una familia. . Es así, abriendo las puertas, abriendo todo, que la Iglesia asume el rostro más evangélico, el del Buen Samaritano,

Monseñor Tymieniecki supo unir en sí mismo la valentía de la misericordia y la valentía del ecumenismo, ambas. Escogió el camino del ecumenismo mucho antes de que la Iglesia Católica lo tomara oficialmente. Os exhorto a mantener viva en vosotros esta valentía de vuestro primer Pastor. Salvaguardar la determinación ecuménica, recordando que el ecumenismo en la Iglesia no es una cosa opcional o decorativa, sino una actitud esencial. Os animo a caminar juntos, en la reflexión teológica y la evangelización, en la oración común y en la escucha de la Palabra de Dios, en el testimonio de la fraternidad. En este camino construís la sociedad local, a la que con orgullo llamáis “comunidad de las cuatro culturas”.

El Jubileo es también una oportunidad para enviar saludos. Por eso quisiera desearles a todos que salieran renovados como Iglesia de la experiencia jubilar. Renovados y fortalecidos para la evangelización. La vocación de la Iglesia es evangelizar; la alegría de la Iglesia es evangelizar, dijo el Santo Papa Pablo VI. Que el Espíritu Santo os ayude a interpretar los nuevos desafíos que nos plantea el tiempo; discernir las herramientas adecuadas para abordarlos. Les deseo la credibilidad, coherencia y forma atractiva del testimonio; experimentar y cultivar relaciones cada vez más fraternas en vuestra Iglesia; ser una Iglesia hermosa que vive “en salida”, que como la levadura hace fermentar toda la masa; que tiene la fuerza del grano de mostaza que es el más pequeño pero se convierte en un árbol donde los pájaros pueden hacer sus nidos (cf. Mt 13,32).

¡El Señor te bendiga! Os acompañe la oración y la intercesión de Dios Madre, de san José -patrono de la diócesis- y de santa Faustina, patrona de Łódź. Por favor, no olvides orar por mí. Dziękuję ! [Gracias]

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *