Suecia en llamas: blasfemia contra el islam. Es el fracaso del multiculturalismo

ACNabril 20, 2022
  • Suecia está literalmente en llamas.
  • Ciudades enteras con comisarías y coches quemados para “vengar el Corán“.
  • La provocación de un político de derecha, Rasmus Paludan, que quema ejemplares del Corán en público, ha desatado manifestaciones islámicas en todas las ciudades del país escandinavo.
  • Muchos resultaron heridos y arrestados. 

Suecia está literalmente en llamas. Otra vez. Ciudades enteras con comisarías y coches quemados para “vengar el Corán”. El Islam sueco es altamente inflamable junto con el multiculturalismo al estilo europeo. Estamos en Europa, pero parece ser en Pakistán, cuando   un cristiano fue linchado por la multitud  por la acusación de haber roto un folleto que hablaba del Islam.

Todo empezó el pasado jueves , cuando  Rasmus Paludan , un abogado con doble nacionalidad sueca y danesa que se dedica a la política desde 2017, anunció una serie de manifestaciones por el país. Paludan es una figura bastante controvertida en la escena política internacional por el partido que fundó, Stram Kurs -de  línea dura,  contra la inmigración y el Islam-. En Norrköping, Östergötland quemó el Corán, como lo había hecho en el pasado. Paludan, conocido por sus mítines antiislámicos, es también famoso por el acto de quemar el Corán en público: un gesto al que da el significado de un “homenaje a la libertad de expresión que el libro sagrado del Islam y el shari ‘negar’.

El sábado en Malmö, el líder de Stram Kurs fue víctima de una lluvia de piedras mientras realizaba un mitin. Asediado por un grupo de musulmanes enfurecidos, anunció en esa ocasión que cancelaría todas las manifestaciones para los días siguientes, porque, como escribió en su  página de Facebook, las autoridades suecas “han demostrado que son absolutamente incapaces de protegerse a sí mismas y a mí”. Esto no fue suficiente para detener los violentos levantamientos islámicos que están quemando toda Suecia, y que en Paludan han encontrado el chivo expiatorio para golpear a la policía como lo han hecho en varias ocasiones en los últimos años. Durante la Pascua, el país se volvió tan rehén del Islam que quería mostrar quién manda. Tanto es así que el comisario de policía, Anders Thronberg, y el comandante de la policía nacional, Jonas Hysing, han querido precisar que se trata de ” disturbios que tienen como único objetivo la policía y la sociedad sueca , no Paludan -visto por muchos suecos simplemente como provocador”.

El motín más violento se produjo en Örebro , donde resultaron heridos 12 policías, se incendiaron varios coches patrulla, dos manifestantes acabaron esposados ​​y un transeúnte fue apedreado. Otras refriegas tuvieron lugar en Rinkeby, el famoso suburbio musulmán de Estocolmo, donde fueron detenidas ocho personas. Más de 200 estuvieron involucrados en la violencia y más de 40 fueron arrestados. Al menos 26 policías y 14 ciudadanos no emparentados resultaron heridos, más de 20 vehículos fueron incendiados. Los videos y fotos publicados en las redes sociales muestran coches de policía incendiados y bandas de inmigrantes musulmanes arrojando piedras y neumáticos a los agentes de policía con equipo antidisturbios.

Los últimos disturbios estallaron el domingo por la noche en Malmö , la tercera ciudad más grande de Suecia, cuando una multitud de jóvenes enojados prendió fuego a llantas, botes de basura y un autobús en el distrito de Rosengard. La misma escena en Landskrona, completa con carreteras cortadas al tráfico con paredes de neumáticos para actuar como un  puesto de avanzada  contra los agentes entre un “Allah Akbar” y otro.

El caso ha conmocionado a los gobiernos islámicos de todo el mundo. En Irán, decenas de estudiantes se reunieron el lunes en la embajada sueca para protestar por la quema del Corán, con cánticos tradicionales: “¡Quien insulte el Corán debe ser condenado!”. y “¡Muerte a América!”, “¡Muerte a Israel!”.

Pakistán , Irán, Irak, Indonesia y Arabia Saudita han condenado directamente la posibilidad del gobierno sueco de dejar libre a Paludan para organizar manifestaciones. El Ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía también se expresó: “Condenamos, de la manera más enérgica posible, los ataques y provocaciones contra los musulmanes, el Islam, el Corán y los lugares de culto durante el mes sagrado del Ramadán”.

La primera ministra sueca, Magdalena Andersson , ha querido en cambio  reivindicar  el derecho a “expresar las propias opiniones, sean de buen gusto o de mal gusto. Esto es parte de nuestra democracia. No importa lo que pienses, nunca debes recurrir a la violencia. Nunca lo aceptaremos”, pero también criticó a  Paludan  porque podría haber evitado que se desencadenara la tensión en el país, aunque el Gobierno no quiso disculparse por ello. Ya había ocurrido en verano de 2020, en Malmö, cuando manifestantes islámicos prendieron fuego a la ciudad después de que Rasmus Paludan hubiera  promovido  manifestaciones antiislámicas en Estocolmo y otras ciudades suecas donde  se quemaban  ejemplares del Corán  .

En Suecia, los musulmanes constituyen alrededor del 8% de la población . Muchas llegaron de Irak, Siria y Afganistán en medio de la crisis migratoria de 2016. Suecia se encuentra ahora entre los países más peligrosos de Europa: un tercio de todas las mujeres asesinadas en el país son víctimas de delitos de honor islámico. La radicalización musulmana del país escandinavo está en marcha, y es tan despótica que ya ha comprometido el tejido social. Proliferan las zonas de exclusión, los cristianos están aterrorizados, los salafistas gobiernan por todas partes, habiendo llevado a cabo una influyente acción de control a lo largo de los años, empezando por las mezquitas escondidas en los sótanos. Rinkeby es el distrito simbólico: el 98% de la  población es islámica y se ha establecido la “policía moral” que establece cómo comportarse. Es famoso el bar del centro de la plaza frecuentado sólo por hombres: las mujeres no pueden sentarse ni acercarse, supervisadas por estos agentes especiales. Cada vez más maestros dicen que no saben qué hacer cuando los niños piden comida y bebida durante el Ramadán cuando sus  padres les han ordenado ayunar . En Malmö, un niño de 11 años fue atacado el año pasado por una pandilla de extraños que lo llamaron “cerdo bastardo” porque llevaba un crucifijo. A menudo ha sucedido que  las iglesias fueron profanadas  y varios estatutos de Jesús destruidos en varias ocasiones.

La violación y profanación consciente de una fe nunca es síntoma de inteligencia, ni algo que deba ser justificadoSin embargo, hoy en día Suecia se enfrenta a algo más. Lo que se escenifica hoy es una feroz guerra cultural y religiosa que está socavando los cimientos de la normal convivencia. Es el fracaso del modelo multicultural

El sueño de la multiculturalidad se ha convertido en una verdadera pesadillaY en la lucha hay un lado que está sacando lo mejor del otro.

 

Por LORENZA FORMICOLA.

JUEVES 21 DE ABRIL DE 2022.

ESTOCOLMO, SUECIA.

LANUOVABQ.

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *