Acoso a cristianos en Jerusalén, de organización que quiere judaizar la ciudad santa

ACNabril 1, 2022

La batalla legal entre el Patriarcado Ortodoxo Griego de Jerusalén y Ateret Cohanim , una organización que pretende judaizar completamente Jerusalén a través de la adquisición de bienes inmuebles en los barrios cristianos, armenios y musulmanes de la ciudad vieja, en estos días ha dado un giro que crea fermento y alerta entre las comunidades cristianas.

En la noche del 26 al 27 de marzo -reportó el diario Haaretz- algunos miembros de la organización nacionalista judía irrumpieron en el primer piso del hotel Petra. También ingresaron a la oficina de un cambista ubicada a la entrada del hotel para peregrinos cristianos. El edificio está ubicado en la Puerta de Jaffa, una de las principales entradas a los barrios cristiano y armenio de la ciudad amurallada.

Durante casi dos décadas , Ateret Cohanim reclama la propiedad del edificio en detrimento de los ortodoxos griegos. Junto con el Hotel Imperial y otro edificio, el hotel fue enajenado por el ex patriarca ortodoxo griego, Ireneo I, con una controvertida escritura de venta en 2004. Las protestas que tuvieron lugar dentro del Patriarcado Ortodoxo Griego llevaron a la destitución de Ireneo y el elección del actual patriarca Teófilo III, quien, desde entonces, no ha dejado de luchar por la propiedad de los inmuebles, acusando de fraude a la contraparte compradora.

Después de muchas idas y venidas, dentro y fuera de los tribunales, el caso lleva dos años pendiente en el Tribunal Supremo de Israel, que -según Haaretz- se espera que emita un dictamen motivado en los próximos meses. Pero Ateret Cohanim , con la fuerza de sus victorias anteriores en los tribunales, parece haberse cansado de esperar y ha tomado medidas con un grupo de militantes.

El patriarcado ortodoxo griego se levanta

Indignado, el Patriarcado Ortodoxo Griego de Jerusalén hizo pública una enérgica declaración el 27 de marzo. “Estas acciones representan una transgresión, se cometieron ilegalmente y constituyen un ataque a las actividades comerciales y la propiedad privada en el barrio cristiano de Jerusalén”, acusó. “Sus autores -añadió- no estaban dotados de ningún aviso (legal) de desalojo y por lo tanto decidieron actuar por su cuenta, cometiendo un delito”.

Para las Iglesias, hay mucho en juego: los cristianos en Jerusalén y en Tierra Santa se sienten amenazados por las acciones de estos radicales, ya denunció el patriarca Teófilo III en diciembre pasado, con el apoyo de los demás patriarcas y jefes de las Iglesias locales. El Patriarcado, apoyado por las demás Iglesias cristianas de Jerusalén, no ha dejado de involucrarse en este asunto en los últimos años. “La Iglesia -reafirmó también en su comunicado- está haciendo todo lo posible para frenar estas acciones” y “llegar a una solución legal y pacífica”.

Las iglesias piden a la policía que “actúe con justicia”

El Patriarcado Ortodoxo Griego, sin embargo, pidió una intervención rápida de la policía “para evacuar Ateret Cohanim y restaurar la situación como estaba antes de la redada, hasta que se complete y concluya el procedimiento judicial en curso”. Sin embargo, la curia ortodoxa griega, en su comunicado, no escatimó críticas a los guardianes del orden. Según algunas informaciones recibidas, “los policías defendieron deliberadamente al grupo radical o hicieron la vista gorda ante las actividades ilegales de Ateret Cohanim en el hotel Little Petra”.

Aunque el Patriarcado publicó la declaración en nombre propio, explica que se ha ocupado de la coordinación de los patriarcas y cabezas de las Iglesias de Jerusalén. Y fue en su nombre que apeló a la policía de Jerusalén a “actuar de manera justa y sobre la base de su propia autoridad” frente a un allanamiento “sin ningún procedimiento legal o regularidad”.

Una guarnición simbólica

El 29 de marzo, el Patriarcado Ortodoxo Griego organizó una guarnición simbólica del edificio ocupado por los extremistas. Teófilo III llegó al edificio acompañado por una procesión de monjes y clérigos ( haga clic aquípara un documento de vídeo). Entre otros, para expresar visiblemente la solidaridad de las demás Iglesias, estuvieron presentes, por parte católica, el Custodio de Tierra Santa, Francesco Patton (acompañado por el vicario Dobromir Jasztal y por fray Ibrahim Faltas) y Mons. Giacinto Boulos Marcuzzo, ex obispo auxiliar del Patriarcado Latino de Jerusalén. En las instalaciones del Hotel Imperial, contiguo al hotel Little Petra, se pronunciaron breves discursos.

En el suyo, Theophilos III, reiteró que la ocupación del Hotel Little Petra por el “grupo extremista radical Ateret Cohanim es una amenaza para la existencia del barrio cristiano de Jerusalén y, en última instancia, para la convivencia pacífica de las comunidades de esta ciudad”.

El patriarca también dijo a los reporteros de la prensa internacional presentes que se están manteniendo contactos con el ministro de inteligencia israelí , Elazar Stern, y el presidente Isaac Herzog para poner fin al incidente.

Hay pesar al observar que “al ocupar la propiedad de la Iglesia Ortodoxa Griega, el Little Petra Hotel, Ateret Cohanim cometió una redada y una invasión”. “Actúan -se queja el patriarca- como si estuvieran por encima de la ley y no temieran ninguna consecuencia”. Algunos de los presentes reclamaron la intervención del rey de Jordania, Abdallah III, en su calidad de guardián de los lugares santos de Jerusalén, y del presidente palestino Mahmoud Abbas.

Jerusalén, 29 de marzo de 2022. El Custodio de Tierra Santa, Padre Francesco Patton, toma la palabra para expresar su solidaridad con el Patriarca Teófilo III (centro), en el Hotel Imperial de Jerusalén. (foto Olivier Fitoussi / Flash90)

El Custodio de Tierra Santa, con breves palabras en inglés, ha querido expresar su solidaridad con el Patriarcado Ortodoxo Griego de Jerusalén, diciendo: «Estamos a vuestro lado. No pedimos privilegios, sino simplemente que se respete la ley y que el tiempo de negociación se mantenga libre de tensiones. Esperamos que nuestras voces sean escuchadas».

Desde Ginebra la voz del Secretario General del Consejo Ecuménico de Iglesias, Ioan Sauca, retomó la denuncia del Patriarca Teófilo y pidió “a las autoridades locales que se pongan de pie para proteger a las personas que merecen vivir en paz” y poniendo fin a Israel “al clima de impunidad que rodea tales violaciones”.

Acciones potencialmente peligrosas

El incidente en el hotel Petra es parte de un cuadro de crecientes tensiones en Jerusalén y en Tierra Santa. En este contexto, el Patriarcado Ortodoxo Griego hace sonar una campana de alarma: “La Iglesia teme que ciertas acciones puedan degenerar rápidamente y desencadenar un escenario muy turbulento en la ciudad vieja”, dicen los Ortodoxos Griegos, quienes agregan: “Actuar de manera tan ilegal manera agresiva contra la propiedad cristiana conocida y los negocios árabes, en este período previo a la Pascua [judía y cristiana] y el Ramadán , probablemente podría desencadenar hostilidades locales similares a las que se vieron en el vecindario de Sheikh Jarrah el año pasado .

A principios de este mes de marzo, se produjeron varios ataques con arma blanca en la ciudad vieja de Jerusalén. La alerta es alta de cara a las próximas vacaciones. Pesaj (Pascua), que comienza el 15 de abril, y la Ceremonia de Bendición de los Sacerdotes ( Birkat HaCohanim ) verán a muchos judíos reunirse en el Muro Occidental mientras miles de musulmanes acuden en masa al Monte del Templo arriba. A esto le seguirá el Día en memoria de los soldados israelíes caídos y la festividad musulmana de Eid Al-Fitr a principios de mayo.

Por otro lado, los aparatos de seguridad israelíes ven nuevos motivos de preocupación en los atentados terroristas ocurridos en los últimos días (el último en Hadera el 27 de marzo, el anterior, sólo unos días antes en Beer Sheva) que serían imputables a afiliados del autodenominado estado islámico.

 

terrasanta.

1 de abril de 2022.

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *