El Vaticano debe reprender a cardenal jesuita y a obispo alemán por sus afirmaciones sobre moral sexual: cardenal Pell

ACNmarzo 15, 2022
El cardenal George Pell ha pedido a la Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF) que reprenda públicamente a dos de los obispos más destacados de Europa por lo que, según él, es un «rechazo total y explícito» de la enseñanza de la Iglesia sobre la moral sexual.

 

En una declaración publicada el 15 de marzo, el cardenal Pell pidió al dicasterio doctrinal del Vaticano que «intervenga y emita un juicio» sobre las declaraciones del cardenal Jean-Claude Hollerich, relator general del Sínodo del Vaticano sobre la Sinodalidad, y del obispo Georg Bätzing, presidente de la Conferencia Episcopal Alemana.

El cardenal Pell anunció su decisión unos días antes, en una entrevista concedida a la agencia de televisión católica alemana K-TV el 11 de marzo.

El cardenal jesuita Hollerich, de Luxemburgo, y el obispo Bätzing, de Limburgo, han pedido en recientes entrevistas que se modifique la doctrina de la Iglesia sobre la homosexualidad.

El cardenal Hollerich, que preside el Sínodo sobre la Sinodalidad que se celebra hasta octubre del año que viene, afirmó el mes pasado que la enseñanza actual era «errónea» y que el «fundamento sociológico-científico» de esa enseñanza, sobre el que «antes se condenaba como sodomía… ya no era correcto».

El obispo Bätzing argumentó en una entrevista el 4 de marzo que las relaciones entre personas del mismo sexo eran permisibles y no constituían un pecado, y que el Catecismo debía modificarse parcialmente para reflejarlo.

Los dos prelados también se comprometieron a no despedir a ningún sacerdote o empleado laico homosexual activo de sus diócesis. «Nadie tiene que tener miedo a perder su trabajo» por razones de homosexualidad, dijo el obispo Bätzing. «Cómo viva alguien su intimidad personal no es asunto mío».

El cardenal Pell dijo que esa enseñanza era «errónea», ya que «no sólo rechaza las antiguas doctrinas judeocristianas contra la actividad homosexual, sino que socava y rechaza la enseñanza sobre el matrimonio monógamo, la unión exclusiva de un hombre y una mujer.»

El cardenal australiano dijo que reconoce los retos a los que se enfrenta la disminución del número de fieles en los países de habla alemana y en otros lugares, pero añadió que la única respuesta posible debería ser «redescubrir las promesas de Jesús» y abrazar más estrechamente el «depósito intacto de la fe».

Subrayó que la solución es «no seguir los cambiantes dictados de la cultura secular contemporánea», y añadió que, «como señaló el Papa Pablo VI hace muchos años, éste es un camino de autodestrucción para la Iglesia.»

 

Ruptura sinodal

 

El cardenal, que fue el primer prefecto de la Secretaría para la Economía de 2014 a 2017, también criticó la «asamblea sinodal» de la Iglesia en Alemania, donde estos controvertidos cambios están siendo votados por participantes seleccionados.

El cardenal calificó como excelente la reciente carta abierta de la conferencia de obispos nórdicos a monseñor Bätzing expresando su profunda preocupación por el proceso, añadiendo que era «un ejemplo del rechazo casi unánime de los obispos de todo el mundo a estas innovaciones.»

La Iglesia católica, dijo, «no es una federación suelta en la que diferentes sínodos o reuniones nacionales y líderes prominentes pueden rechazar elementos esenciales de la Tradición Apostólica y permanecer imperturbables».

«Esto no debe convertirse en una situación normal y tolerada», continuó. «La unidad católica en torno a Cristo y a su enseñanza exige la unidad sobre los principales elementos de la jerarquía de las verdades».

«Este rechazo es una ruptura, no compatible con la antigua enseñanza de la Escritura y del Magisterio, no compatible con ningún desarrollo doctrinal legítimo», dijo.

El cardenal Hollerich, que también es presidente de la Comisión de las Conferencias Episcopales de la UE (COMECE), se mostró el año pasado abierto a cierto tipo de bendición de las uniones del mismo sexo, aunque descartó la bendición nupcial, a pesar de que la CDF descartó definitivamente este tipo de ceremonias hace un año.

En la cumbre del Vaticano sobre abusos sexuales de 2019, el cardenal también defendió a los sacerdotes homosexuales, rechazando cualquier afirmación de que la homosexualidad pudiera ser una causa de los abusos, a pesar de que la gran mayoría de los abusos tienen precisamente como elemento esencial el hecho de que se cometen sobre adolescentes varones.

La petición del cardenal Pell también se produce después de una misa celebrada por el cardenal Reinhard Marx, de Múnich, «que marca 20 años de culto y pastoral queer». En su homilía, el ex presidente de la conferencia episcopal alemana dijo que quería «una Iglesia inclusiva», una Iglesia que «incluya a todos los que quieran recorrer el camino de Jesús.»

Una Iglesia sinodal, dijo, consiste en cuestionar «lo que tenemos que decir sobre la sexualidad y lo que tenemos que decir sobre las relaciones de las personas». También dijo estar «escandalizado» por el hecho de que los cristianos sigan discriminando a la comunidad homosexual.

El cardenal Pell dijo en su declaración que «ninguno de los Diez Mandamientos es opcional», que todos son «para ser seguidos, y por los pecadores», y «no podemos tener una versión especial australiana o alemana de los Diez Mandamientos».

«Tampoco podemos seguir a Bertrand Russell, el filósofo ateo inglés, que sugirió que los Diez Mandamientos podrían ser como un examen, en el que sólo hay que responder a seis de las diez preguntas».

«Cristo acogió y se mezcló con los pecadores, pero nos llamó al arrepentimiento», dijo el cardenal Pell. «Así que una Misa para grupos especiales puede ser algo bueno, siempre que la enseñanza de Cristo se presente regularmente, se predique la necesidad de arrepentimiento y se disponga regularmente del sacramento de la penitencia, la reconciliación».

El cardenal concluyó reiterando su petición de que el Vaticano intervenga.

El Register se puso en contacto con el prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, el cardenal Luis Ladaria, para ver si piensa responder al llamamiento del cardenal Pell, pero aún no ha respondido. El Register también se puso en contacto con otro alto funcionario de la CDF, pero declinó hacer comentarios.

 

NCRRegister/InfoCatólica.

Martes 15 de marzo de 2022.

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *