¡VA ESPAÑA!EuropaIGLESIA EN MOVIMIENTOUsurpador de títulos y funciones, sacerdote español Javier Belda

ACNnoviembre 17, 2021

Infovaticana ha podido confirmar que el sacerdote Javier Belda, hombre de confianza de [el cardenal y arzobispo de Madrid Carlos] Osoro para resolver el lío de las fundaciones, tiene puesta una denuncia contra él en el Juzgado de Instrucción nº 53 de Madrid.

Los hechos se remontan al 2 de junio de 2021, fecha en la que fue presentada la querella contra Javier Belda Iniesta donde se relatan “unos hechos constitutivos del delito de intrusismo profesional y ya se atisba también que el relato fáctico podría subsumirse en un delito de falsedad documental”.

El 25 de junio de 2021 se dicta auto por el Juzgado mediante el cual se cita a declarar como investigado a Belda. Declara como investigado el 21 de julio de 2021 y reconoce que no tiene ninguna licenciatura o grado de Derecho u otras titulaciones oficiales. La acusación aporta como pruebas el currículum público y universitario de Belda Iniesta, las asignaturas de la Titulación de Derecho donde ha sido profesor, los Trabajos de Fin de Máster que ha dirigido y las Tesis Doctorales en las que ha sido tutor o director.

Igualmente consta que ha sido nombrado Catedrático o profesor doctor. “Todas estas actuaciones suponen de forma evidente y clara la comisión de un delito de falsedad documental, pues suponen la emisión de documentación oficial sobre estas titulaciones, certificados, etc donde el Sr. Belda Iniesta ha falseado sus datos, faltado a la verdad”, argumenta la acusación contra Belda.

Tras estos datos, el pasado mes de agosto deciden ampliar la querella contra Belda. Se afirma que “falsificó los documentos que le fueron necesarios para aparentar esta doble condición, como llevó a cabo conductas de naturaleza delictiva derivadas de estas, como es la prestación de asesoramiento jurídico, algo exclusivo de la profesión de la abogacía, la docencia en áreas en las que no tenía la formación requerida, la dirección de tesis doctorales y la participación en tribunales doctorales ajenos a su formación como licenciado en derecho canónico e, incluso, la participación en investigaciones financiadas con fondos públicos sobre objetos de los que carecía de la necesaria habilitación.

La acusación sostiene que Belda se hace pasar por abogado, ha montado un despacho de abogados y asesoría jurídica y realiza las labores de consulta y asesoría jurídica directamente. “El Sr. Belda no solo habría cometido un delito de intrusismo profesional por ejercer como abogado, sino que también podría haber cometido un delito de falsedad documental, tanto por el CV falso que utilizó como, llegado el caso, por los posibles títulos que hubiera mostrado para acreditar dicho CV; por último, su participación como investigador en proyectos financiados con fondos públicos y cuyo ámbito de actuación se alejaban del derecho canónico puede llegar a suponer un presunto delito de fraude a la Hacienda Pública”, asegura la acusación contra Belda. Entre los nuevos hechos denunciados, está la falsedad reconocida implícitamente por el propio investigado en su CV y uso fraudulento de este para su actividad docente.

En la querella, a la que ha tenido acceso Infovaticana, se puede leer que “la actividad fraudulenta y sostenida por el CV del Sr. Belda, cuyo pilar principal era la inexistente licenciatura en Derecho, no se limita solo a personarse como abogado y asesor jurídico -que fue objeto de la querella original- ni a su labor docente, vista en el subapartado anterior. El Sr. Belda expandió sus actos a la investigación académica que, a la luz de lo expuesto, también tiene un claro carácter falsario”. Fruto de esta supuesta falsedad, Belda dirigió tesis doctorales de ámbitos del derecho ajenos a sus conocimientos.

Otro de los aspectos de la denuncia contra Belda, es que a lo largo de los años, ha publicado multitud de artículos y participado en proyectos que, en principio y según parece, han sido sostenidos por fondos públicos. “Todos tienen un punto en común: son proyectos de investigación de áreas del derecho diversas, pero todas alejadas del derecho canónico, con financiación pública, en las que participó el Sr. Belda como doctor en derecho”, explica la acusación.

Por ello, la acusación contra Belda afirma que “podemos estar ante hechos que podrían ser incardinados en el tipo delictivo de la falsedad documental, en relación a los documentos que pudieron justificar la participación del Sr. Belda en esos grupos de investigación, y/o de fraude de subvenciones, si el Sr. Belda se lucró de forma alguna con la financiación de esos proyectos, en los que no podría haber participado”.

De este modo, Javier Belda se enfrenta a la acusación de unos presuntos delitos de falsedad documental, intrusismo laboral y delito contra la Hacienda Pública en su modalidad de fraude de subvenciones, por lo que a Belda se le siguen acumulando los problemas sin que sea cesado de ninguno de sus cargos.

 

Infovaticana

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

¡Deja un comentario!

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *