FORMACIÓN RELIGIOSAOtro sacerdote vacunado…contagiado por Covid y en estado crítico; es Manuel Guerra, experto en sectas y masonerìa

ACNagosto 13, 2021

El sacerdote burgalés don Manuel Guerra, bloguero y maestro espiritual de Infovaticana, se encuentra en estado crítico por Covid.

La información que tenemos en este momento es que don Manuel, un hombre bueno que ha dedicado su vida a profundizar en la persona de Jesucristo, se encuentra en situación crítica, por la infección del covid, a pesar de estar vacunado hace varios meses.

En junio de 2019 sufrió un ictus y desde entonces no ha podido escribir.

Jesucristo, al que tanto ama don Manuel, acompañe a él y a su familia en estos momentos de cruz.

Y que Dios de a su Iglesia muchos más don Manuel Guerra, que buena falta nos hace.

 

La masonería: El sacerdote Manuel Guerra Gómez descubre en su último ensayo el desmesurado poder de esta organización secreta.

La masonería se ha infiltrado en las principales instituciones y partidos políticos de España y está presente en las reuniones internacionales en las que se diseña el orden mundial, pero a pesar de ser una de las organizaciones más influyentes del planeta muy poco se sabe de ella. Manuel Guerra Gómez descubre en su último ensayo, «Masonería, religión y política», el desmesurado poder de esta sociedad secreta. El sacerdote también ha querido desvelar para ABC.es las oscuras ambiciones que caracterizan a los masones de España y del resto del mundo.

 

Don Manuel, ¿Qué es la masonería?

Es una asociación secreta que trata de transformar al hombre en la persona ideal, la persona perfecta, libre de principios ético-morales propios de una religión y de dogmas, tolerante, filantrópica y filosófica. El masón persigue esa conversión por medio del esfuerzo personal, de la iniciación en los distintos «grados» -la liturgia o ritos- y la ayuda de los demás hermanos masones.

¿Cuáles son las principales organizaciones masónicas?

Existen dos grandes ramas en la masonería, la Gran Logia, vinculada a la masonería inglesa, y el Gran Oriente, vinculado a la francesa. Antes eran una única realidad, hasta que en 1877 se escindieron. El Gran Oriente se declara liberal, progresista, en él no es necesario creer en el «Gran Arquitecto del Universo» ni en la existencia del alma y admite mujeres. Además, en sus reuniones se puede hablar sobre política y religión. En la Gran Logia sólo se puede hablar de estos temas en el vestíbulo y sus miembros creen en el «Gran Arquitecto». Esta rama no admite a mujeres en sus filas, por eso las reinas de Inglaterra no pueden liderar la Gran Logia y tienen que ceder el puesto al Rey.

¿Cómo está organizada la masonería en España?

Históricamente en España la rama más importante ha sido el Gran Oriente francés. Es más, durante la Segunda República eran muchos los parlamentarios que pertenecían a él. Posteriormente desapareció porque Franco logró infiltrar en esta organización a un espía que llegó a ser su Gran Maestre, su jefe supremo. Era un militar de la Academia de Zaragoza que todas las tardes informaba de quién era masón. Ahora el Gran Oriente ha desaparecido prácticamente, de hecho se ha fusionado con la Gran Logia, que tiene su sede en Barcelona. La principal logia que existe ahora en nuestro país es la Gran Logia de España, que es bastante conservadora y que tiene en sus filas a varios políticos del Partido Popular. De todas formas en España se han creado muchas ramas de la Gran Logia, y algunas admiten a mujeres.

Portada del libro

Si la Gran Logia cree en el «Arquitecto del Universo», ¿podemos decir que es cristiana?

Eso se pensaba hasta que a mediados del siglo pasado el religioso anglicano Walton Hannah destapó en un libró que en la Logia se creía en Jabulón, acrónimo de Jahvé -Dios judío-, Baal -dios de los Cananeos- y On -por la antigua ciudad donde había un templo de adoración al Sol-. En la religión anglicana había muchos masones, incluso el obispo de Canterbury pertenecía a la masonería, pero tras lo que publicó Hannah muchos obispos y sacerdotes se dieron de baja.

¿Se puede afirmar que la masonería es esencialmente anticristiana?

Sí, porque busca lo común a todas las religiones. De ahí que los masones, que son laicistas, quieran eliminar los crucifijos y los símbolos de la Navidad. En Madrid lograron quitar hasta la estrella de los Reyes Magos, que sustituyeron por otros adornos profanos. Además, veneran a Lucifer, que no hay que confundir con Satanás, Se trata del portador de la luz, de la razón, la ilustración. En uno de sus ritos los masones pasean por la logia una imagen de Lucifer, a la que reverencian haciendo genuflexión con la pierna izquierda, no con la derecha como los católicos. Los masones llegaron a estar excomulgados, pero ahora la Iglesia sólo dice que cometen un pecado grave. Por otra parte, un testigo de la última reunión del Club Bilderberg [que junta a personalidades de todo el planeta que «diseñarían» el orden político y económico mundial] afirma que allí había una imagen de Lucifer-Prometeo.

Usted habla del Club Bilderberg como de una institución fuertemente influenciada por la masonería.

Así es. Y entre los españoles más metidos en el Club destacá Juan Luis Cebrián, consejero delegado del grupo Prisa. Tanto el PSOE como el PP le hacen reverencia. Si Cebrián no está en el núcleo de Bilderberg, está en el segundo nivel. Los demás españoles allí presentes, como la Reina, son invitados. ¿Cuántas veces se habla en El País del Club Bilderberg? Casi ninguna. Por cierto, en el Club acordaron que se dividiera Canadá en una parte francófona y otra anglófona, y puede que allí alguien también tenga interés en desmembrar España. Yo me pregunto por qué algunos políticos anglosajones están apoyando tanto a Artur Mas. Hay masones que afirman que en una reunión que tuvieron con el expresidente de la GeneralitatJordi Pujol, este les hizo el toque o saludo secreto masónico y después les confesó que en el pasado se inició en la masonería.

¿Es correcta la identificación de masonería e izquierda política en España?

Sí, está justificada. Los presidentes de la Segunda República eran masones, y muchos de los ministros también. Casi todos los líderes históricos de la Esquerra Republicana de Catalunya lo son y el anterior presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, también. Tradicionalmente en la derecha española no ha habido masones, pero en el Partido Popular de ahora sí los hay. Están infiltrados en la cúpula directiva del partido, y en concreto en Galicia, Canarias y también en el PP vasco desde que Iturgaiz, Mayor Oreja y San Gil dejaron de liderarlo. Quizás esto explique por qué en ocasiones PP y PSOE van tan de la mano y apoyan a El País.

¿Existe a nivel europeo alguna organización que agrupe a masones de todo el continente?

Maurice Caillet cuenta en «Yo fui masón» que a nivel europeo existe una logia de parlamentarios que decide a quién hay que promocionar. ¿Por qué no siendo nadie Zapatero llegó a secretario general del PSOE? Según un conocido masón estadounidense, el expresidente del Gobierno, que podría pertenecer a una logia centroeuropea, llegó a afirmar que los avances sociales que iba a implantar en España provendrían de los valores masónicos.

¿Está presente la masonería en en el mundo de la empresa y las finanzas españolas?

Muy poco, o al menos mucho menos que en otros países como Francia.

¿Es peligrosa la masonería?

Le doy un dato: en algunos de los magnicidios y atentados más importantes que ha sufrido España han intervenido masones, como en el de José Calvo Sotelo o Alfonso XIII.

 

El sacerdote Manuel Guerra denuncia la proliferación de sectas en su último libro.

diariodeburgos.es- miércoles, 11 de enero de 2012

El sacerdote burgalés Manuel Guerra, uno de los expertos de la Iglesia Española en materia de sectas, acaba de publicar su enésimo libro sobra la cuestión. En Sectas (Edicep), este doctor en Filología Clásica y Teología Patrística se centra en la dimensión humana, sociopolítica, ética y religiosa de una realidad que, dice, siguen floreciendo en la actualidad.

«Las sectas merecen ser comparadas con las setas, porque nunca aparece una sola; siempre varias en riglera o en corro. Además, las sectas, como las setas, no brotan en cualquier terreno, sino en el adecuadamente preparado», escribe Guerra.

Las principales causas de estos brotes y su posterior cohorte de adeptos, subraya el sacerdote, hay que buscarlos en el paganismo y el laicismo impulsados por «el clima hedonista y consumista del mundo occidental»; la búsqueda e indigencia religiosas no satisfechas (que motivan al hombre a buscar «lo divino en oasis, fruto de espejismos, generalmente engañosos e inexistentes»); las deficiencias en la respuesta pastoral de las religiones tradicionales; las carencias familiares y sociales «el recién incorporado a una secta piensa que ésta le va a satisfacer la necesidad de sentirse querido y útil, la necesidad de compañía y consuelo»; y la fascinación imperiosa de la novedad.

 

Tipos y variedades

 

Distingue el autor entre varios grados de peligrosidad en las sectas. Las destructivas (que destruyen al individuo en su vertiente piscológica, social y hasta jurídica. Las destructivas de la vida de sus adeptos (en las que hay casos de muerte tanto por suicidio como por homicidio). Las que destrozan personas ajenas a la secta. Las que son dañinas aunque no matan a personas pero sí alteran gravemente su personalidad. Las que no respetan los derechos humanos. Las sacrílegas. Y las sectas ilegales, cuyos miembros infringen las leyes vigentes en cada país respecto al fraude fiscal, por ejemplo, o la obligatoriedad de la educación de los niños.

Infovaticana.

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

¡Deja un comentario!

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *