COVID-19CULTURA RELIGIOSADESTACADOSObispo contra vacunas: “No extenderé mi vida, utilizando niños asesinados”.

El Vaticano aseguró en diciembre que, cuando no estén disponibles vacunas contra el coronavirus “éticamente irreprochables”, es “moralmente aceptable” utilizar las vacunas “que han utilizado líneas celulares de fetos abortados en su proceso de investigación y producción”.
ACNenero 26, 2021

El obispo de Tyler, Texas, Joseph Strickland, cargó contra las vacunas a raíz de las informaciones sobre la utilización de líneas celulares procedentes de abortos en su elaboración.

A través de su cuenta de Twitter, el prelado aseguró que la postura política sobre las vacunas es “repugnante”. “El hecho es que cualquier vacuna disponible actualmente implica el uso de niños asesinados antes de que pudieran nacer”, indicó el obispo estadounidense.

Te puede interesar: El ordinariato de ex-anglicanos de Reino Unido cumple 10 años, ya tiene más de 100 sacerdotes.

“Renuevo mi promesa”, anunció Strickland, “no extenderé mi vida utilizando niños asesinados. Esto es malvado ¡Despertad!”, exclamó el prelado de 62 años.

“Por favor, infórmenos sobre qué vacunas involucraron a niños asesinados, no sólo a un niño muerto que pudo o no haber sido asesinado. Las tres primeras usaron células HEK293 que son de un niño, no de niños. Si desea objetar, objete los hechos, no las falsedades”, contestó un sacerdote legionario de Cristo, Matthew Schneider, al obispo.

Muchas respuestas dirigidas al prelado texano aludían a que sus afirmaciones se daban de bruces con las manifestadas con el Papa Francisco, que ya ha recibido, de hecho, la vacuna. “Creo que desde el punto de vista ético todo el mundo debe vacunarse, porque no solamente pones en peligro tu salud, tu vida, sino también las de los otros”, dijo el Papa en una entrevista.

El Vaticano, a través de la Congregación para la Doctrina de la Fe, se ha posicionado en este asunto, asegurando que, “cuando no estén disponibles vacunas contra el virus “éticamente irreprochables”, es “moralmente aceptable utilizar las vacunas contra la Covid-19 que han utilizado líneas celulares de fetos abortados en su proceso de investigación y producción”.

Hoy, 26 de enero, el cardenal y arzobispo de Chicago, Blaise Cupich, parecía querer contestar al obispo de Texas a través de Twitter: “Nuestro mundo y nuestro país están sufriendo. Animo a todos, cuando llegue su momento y se les invite a vacunarse, a que lo hagan. Como ha dicho el Papa Francisco, tenemos que hacerlo por el bien común; tenemos una obligación moral con nuestros vecinos, compañeros de trabajo, amigos y familiares”.

Con información de InfoVaticana

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

¡Deja un comentario!

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *