CULTURA RELIGIOSAEL MUNDOVIDA Y FAMILIAArgentina, una ola celeste se levanta contra el aborto.

En Buenos Aires, dos años después del éxito de la primera movilización, el movimiento "ola celeste" vuelve a las calles contra el proyecto de ley del presidente Alberto Fernández que quiere introducir el aborto en Argentina. El compatriota más famoso, el Papa Francisco, bendice la iniciativa. Liderando el movimiento está el diputado de centro derecha Morales Gorleri, una figura cercana a Bergoglio
ACNnoviembre 28, 2020

Dos años después del éxito de la primera movilización, la ola celeste vuelve a colorear Argentina. Con el grito de “Salvemos dos vidas”, los manifestantes provida se aprestan a salir a las calles contra la legalización del aborto prevista en el proyecto de ley que el presidente Alberto Fernández anunció que había enviado al Congreso. El inquilino de la Casa Rosada presentó la iniciativa como un cumplimiento de una promesa hecha durante la campaña electoral y, hablando durante el programa Corea de Centro en Net TV, dijo que esperaba que el Papa Francisco no se enoje por esto porque hay para ser resuelto “un problema de salud pública”.

Su compatriota más famoso, sin embargo, no piensa como él y lo puso por escrito en una carta enviada a la diputada Victoria Morales Gorleri con fecha 22 de noviembre. En la carta dirigida al parlamentario desde Proposición Republicana (partido de Macri) y militante celeste (durante la campaña electoral fue incluida en una lista de candidatas provida de una serie de asociaciones como CitizenGo Argentina) Bergoglio elogió a las “mujeres de las villas ”, es decir, los activistas que luchan por impedir la legalización del aborto y que habían pedido su apoyo contra la aprobación del proyecto de ley de Fernández. “Nos sobrecoge un frío terror -escribió la mujer al Papa- si pensamos que este proyecto de ley pretende cultivar la idea de que el aborto es una posibilidad más en la gama de métodos anticonceptivos y que sus principales destinatarios son las niñas Pobres ”, agregando que su voz“ como la de los niños por nacer, nunca se escucha y los legisladores y la prensa no quieren escucharnos y si en las villas no tuviéramos sacerdotes que alcen la voz por nosotros, estaríamos aún más solos ”. Francisco escribió que “el país está orgulloso de tener mujeres así” y reutilizó una metáfora del impacto, la del sicario: “para solucionar un problema -preguntó el pontífice- ¿es correcto eliminar una vida humana? ¿Y es correcto contratar a un asesino? ”Ya lo había hecho hace dos años durante una audiencia general en la Plaza de San Pedro. Para Bergoglio,“ el problema del aborto no es principalmente una cuestión de religión, sino de ética humana, en primer lugar. todavía el de cualquier confesión religiosa ”.

La carta de Roma ‘bendice’ las manifestaciones programadas hoy en todos los principales centros del país. La cita más esperada es la de la marcha que se realizará en la capital frente al Congreso a las 15 hora local y que contó con el respaldo explícito de los obispos. L’ola celeste se prepara para protestar contra las políticas del presidente y para proteger la vida desde el útero en una Buenos Aires recuperándose de la conmoción y accidentes provocados por la muerte de Diego Armando Maradona. Fernández defendió su proyecto de ley por considerarlo necesario para solucionar un problema de salud pública, argumento rechazado por las asociaciones pro vida que a través de la portavoz de Unidad Provida, Ana Belén Mármora, lo acusó de “no decir la verdad” al invitarlo a dirigiéndose a “mujeres que mueren embarazadas por falta de atención básica y un sistema de salud colapsando”. La legalización del aborto es el primer motivo de fricción entre el pontífice argentino y la nueva presidencia aparentemente más apreciada que la de su antecesor Macri. La carta de respuesta con la que Francisco dio su apoyo a la causa de quienes protestan contra la aprobación de la ley (sobre la que comenzará la discusión en comisión el próximo martes y el voto de los diputados debe llegar el 10 de diciembre) fue dirigida precisamente a un diputado de la oposición macrista.

No una diputada al azar: la pro-vida Morales Gorlerli, de hecho, entre 1998 y 2007 fue coordinadora de programas sociales en el Vicariato Episcopal de Educación de la Arquidiócesis de Buenos Aires en la época en que estaba dirigida por la luego el cardenal Bergoglio. Como primado de Argentina, el actual Papa solía realizar muy contundentes homilías contra el aborto especialmente con motivo de las celebraciones de San Raimondo Nonnato, patrón de las mujeres embarazadas y del feto, como en 2007 cuando se fue su defensa de la vida. De la mano de un destemplado contra el clientelismo político que fue percibido como un ataque frontal por el entonces gobierno kirchnerista y al que respondió el entonces jefe de gabinete de la Casa Rosada, precisamente que Alberto Fernández que hoy quiere pasar a la historia como presidente que legalizará la interrupción voluntaria del embarazo. Hoy los manifestantes de la ola celeste salen a las calles contra la ley del nuevo presidente, conscientes de lo que dijo hace trece años el que se convertiría en el primer argentino en convertirse en Sucesor de San Pedro: aunque te llamen “anticuado, fanático o fanático, el Vale la pena luchar por la vida: nunca es una pérdida de tiempo. La recompensa es tener un niño en tus brazos ”.

Traducida con Google Traductor articulo original, La Bussola Quotidiana/Nico Spuntoni

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

¡Deja un comentario!

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *