EL MUNDOLas brujas del Vaticano, los huesos de la Orlandi, la razia de la Secretaría de Estado, el Papa Francisco se casa con la izquierda, María siempre María.

ACNmayo 1, 2020

Una vez pasado el primer momento de la epidemia vemos cómo se está aprovechando la presencia incómoda del virus entre nosotros para alcanzar la aristocracia de la confusión. Muchos países tienen su población confinada y con una gran limitación de derechos fundamentales y los gobiernos intentan aprovechar para cerrar temas molestos. Por desgracia el Vaticano no es una excepción y hoy tenemos un día de noticias que rodean la actividad del tribunal único del Estado Ciudad del Vaticano. El de los huesos de la Orlandi se cierra y se enreda la situación de los destituidos en el asalto a la Secretaría de Estado de octubre.

Al Vaticano parece que lo ha mirado un tuerto o que se encuentra bajo los efectos maléficos de las fuerzas del mal. Se abrió la puerta a la pachamama con gran solemnidad y con una frivolidad propia de adolescentes que no entienden que están jugando con fuego y a la ruina segura se añaden continuas desgracias. El 30 de abril es una noche especial para el ocultismo y para las sociedades secretas. Las brujas vuelan en escobas, gatos o cabras hacia la montaña más alta de la sierra de Harz, en Sajonia, para celebrar sus rituales satánicos. De ahí que la noche de Walpurgis sea conocida también cómo «la noche de las brujas». El origen de la festividad procede de antiguas celebraciones paganas germanas, adorando e invocando a los dioses de la fertilidad, en la antigua Roma el mes de mayo estaba consagrado a los antepasados, los ‘maiores’. Es un tiempo de apariciones entre los vivos y se evitaban las bodas ante el riesgo de casarse con una bruja. En esta noche del año de 1776, Adam Weishaupt fundó en los bosques bábaros la secta de los iluminati tan vinculada a la masonería.

Ya tenemos once contagiados oficiales en el Vaticano y seguimos sin entender el afán por ocultar otros que sabemos ciertos. Retomamos el caso de los huesos del cementerio Teutónico y que después de meses de silencio y ante una ‘ojeada’ del promotor de justicia se ha decidido que no son de Emanuela Orlandi. La familia de la desaparecida más famosa de Italia está que arde y su abogada declara:  «Presentar los procedimientos sobre los huesos en el cementerio teutónico y decirle a la familia que, si quieren investigar, deben llevarlos a cabo por su propia cuenta, no nos parece un gesto de plena colaboración»; «Para el análisis de esos huesos solo hubo un examen visual, sin ningún tipo de instrumentación, y ninguna indicación adelantada por nuestros consultores, el Dr. Giorgio Portera y la doctora Laura Donato «. El abogado anuncia: «No nos detendremos. No podemos dejar que la historia funcione de esta manera, después de todo el dolor indescriptible que esta familia ha vivido durante más de 36 años». Una historia propia de la noche de brujas al más puro estilo Vaticano.

El otro caso que retomamos hoy es el alejamiento en octubre del año pasado de cinco personas acusadas de inversiones ‘oscuras’ realizadas por la Secretaria de Estado.  La extraña información oficial de ayer dice: «Respondiendo a algunas preguntas de los periodistas, el Director de la Sala de Prensa, Matteo Bruni, confirmó que se habían acordado medidas individuales para algunos empleados de la Santa Sede, al vencimiento de los adoptados al comienzo de la encuesta sobre inversiones financieras e inmobiliarias de la Secretaría de Estado «.  Lo simple y correcto habría sido comunicar de manera transparente el texto de la medida, así solo se incrementa la opacidad. Tenemos un largo y documentado artículo que nos recoge los pormenores e historia todo este caso. La razia costo la cabeza al Comandante Giani con la escusa de la difusión externa de las fotos policiales como motivación para la «expulsión» que nunca creímos. De hecho, más delgado y con larga barba el defenestrado comandante permanece en su casa del Vaticano con su familia, mientras recibió la liquidación y disfruta de una pensión. Su mujer sigue ‘trabajando’ en instituciones del Vaticano y su hijo de ‘embajador’ de la orden de Malta. El contenido de la   «Comunicación a los periodistas» de anoche no significa nada y es incompleta, fragmentada y llena de humo, e incluso no se sabe muy bien de qué caso se habla. Perece que los  sospechosos de hecho se convierten en acusados ​​y que pronto fijarán la fecha de la audiencia preliminar en el Tribunal Estatal de la Ciudad del Vaticano donde comenzará el juicio penal. Otra caza de brujas propia de estas fechas.

La confusión que vivimos en el momento de la supresión de actos de culto la estamos teniendo con el regreso. Todo se complica y todo apunta a que las brujas siguen revoloteando sobre esta relación contranatura de la iglesia y la izquierda política. El riesgo de casarse con una bruja es muy alto en este periodo.

La reina de Inglaterra sigue los pasos del Papa Francisco y ante la ausencia de actos públicos nos publicita sus llamadas de teléfono para hacerse viva.

El cardenal limosnero lleva ayudas en nombre del Papa Francisco a los transexuales de Roma que se han quedado sin trabajo. Se critica que no parece preocupar en absoluto su recuperación para dejar los siniestros mundos en los que han caído y nos limitamos a darles de comer hasta que vuelvan los clientes.

En China se tortura a sacerdotes para que entiendan lo bueno y recomendable que es asociarse a los patriotas del gobierno comunista. No los olvidemos en estos momentos en que todas las brujas andan sueltas.

Empezamos el mes de mayo dedicado a la devoción a la Madre Inmaculada que desterrara la noche de nuestras penas y lo hacemos con nuestro Lope de Vega:

Nace el alba María y el sol tras ella, desterrando la noche de nuestras penas.

Nace el alba clara, la noche pisa, del cielo la risa su paz declara; el tiempo se para por solo ella, desterrando la noche de nuestras penas.

Para ser señora. del cielo, levanta esta niña santa su luz aurora; él canta, ella llora divinas perlas, desterrando la noche de nuestras penas.

Aquella luz pura del Sol procede, porque cuanto puede le da hermosura; el alba segura que viene cerca, desterrando la noche de nuestras penas.

El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna, y yo lo resucitaré en el último día.

Buena lectura.

Con información de: InfoVaticana/Specola

ACN

Con un equipo de profesionales y analistas en el territorio nacional y el continente INFORMA del acontecer diario más relevante de la Iglesia en México y el mundo.

¡Deja un comentario!

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *

https://acnweb.com.mx/wp-content/uploads/2020/07/Logo-Footer.png
Una nueva forma de informar lo que
acontece en la Iglesia Católica
en México y el mundo.

Agencia Católica de Noticias, 2020 © Todos los derechos reservados.